A primeros de junio, hablando con Deadline, Benedict Cumberbatch hablaba sobre su futuro en el Universo Cinematográfrico Marvel como Doctor Extraño en la secuela de su propia película, asegurando que todo está en marcha.

¿Strange? Que intenten detenerme. Por lo que sé, todo está en marcha. El problema es cómo sale de dónde está. Por el momento, me he convertido en polvo, así que mejor habrá que preguntarle a Kevin Feige. Pero en lo que respecta a volver al personaje, me encantaría hacerlo“.

Esto antes de que Kevin Feige comentara esto sobre dicha secuela en Cinemablend:

Doctor Extraño aparecerá cuando hagamos una secuela, que la haremos y será años después de la primera, pero mientras tanto es una parte muy importante de Avengers: Infinity War. Es un buen problema tener personajes que la gente quiere mientras mantenemos nuestra idea de que tenemos que contar otras historias”.

Ahora es el actor quien habla de nuevo, en The Star, pero esta vez sobre Avengers 4.

«Yo estoy muy emocionado. Emocionado, emocionado, emocionado y emocionado con el tono de la segunda película. Y emocionado por el ingenio de todo el asunto. Y estar en una audiencia y experiencia era otra cosa. He sido parte de Sherlock , con un cliffhanger muy famoso. Es algo muy valiente para las películas que son tan grandes, audaces y coloridas«.

Además, también habló sobre cuestiones relacionadas con su serie Patrick Melrose.

¿Por qué te atrajo este proyecto?

«Principalmente, supongo, es el viaje que sigue. Es el alcance de las circunstancias extraordinarias de un hombre y el cambio de alguien que comienza como una víctima de abuso infantil y se convierte en un adicto a las drogas, y el trauma continuo alterando cualquier estabilidad dentro de su propia familia.

«Finalmente, poder desplegar lo necesario para liberarse de esa gravedad para convertirse en alguien que ha sobrevivido y que se integra en la sociedad de manera positiva con amor y confianza. Los fantasmas todavía están allí, pero él puede vivir con ellos porque quiere hacer algo bueno con su vida.

«Hay una profunda atracción por el papel porque es un gran viaje para los estándares de cualquier actor. Y además de eso, tienes la forma más hermosa en los libros y en la estructura episódica que fabricó David Nicholls. Tienes el ingenio más abrasador, mordaz y deslumbrante y tienes ese cambio de hilaridad a profundidad o tragedia en un abrir y cerrar de ojos».

¿Te sentiste intimidado por la novela?

«Por supuesto, porque algunos de los logros más profundos del libro son desviaciones o metáforas o reflejos de la condición humana, o un aspecto peculiar de una experiencia extrema. No todos pueden convertirse en diálogo o acción, o en el tipo de cosas que mueven la historia.

«Estás nervioso acerca de lo que estás haciendo. Estás nervioso por lo que estás perdiendo en la prosa. Tienes que entrar en una nueva forma de arte, que es la adaptación, y apoyarte en el adagio de que una imagen puede hablar mil palabras a veces».

Tagged: