Si bien la comedia tiene muchas formas de expresarse, la pareja cómica es quizá la más conocida, y la más exitosa. Surgida en el teatro griego, es una fórmula que ha sobrevivido hasta el cine actual, con realmente muy pocos cambios.

Originalmente, este acto se compone de un tonto o bufón, y un pedante u orgulloso, que vienen del teatro griego, y llamados bomolochus y el alazon  respectivamente. Usualmente, la función del segundo era parecer un idiota, haciéndose el blanco del desprecio del primero, pero al final, dejaba en descubierto lo ridículo de su proceder.

Años más tarde, al aparecer la Commedia Dell’Arte, esta fórmula se conservó, pero ampliándose notablemente. Aunque el pedante y el tonto seguían siendo usuales, se solía jugar con otro tipo de contrarios: El pillo y el inocente, el temerario y el miedoso, y otras variantes más.

En el cine actual, las parejas cómicas siguen siendo parte importante del medio. El pedante y el tonto es aún la más usada, aunque existen de varios tipos. Hay desde duetos cómicos preestablecidos. muchos tan famosos como El Gordo y el Flaco, Viruta y Capulina, Jerry Lewis y Dean Martin y muchas más. Pero del mismo modo, existen varias formadas sólo para alguna cinta, con la misma fórmula. De hecho, el género cop-buddies  es un sub-género que surge como variante de esta fórmula.

Una situación bastante curiosa dentro de la fórmula de la pareja cómica la encontramos en la serie Arma Mortal, en donde si bien una buena parte de la misma está dentro del género de acción, la dinámica que se forma entre Murtaugh y Riggs sigue la misma lógica que una pareja cómica.

Advertisements
Anuncios
Tagged: