La nueva momia podría ser femenina

| |

El nuevo universo de monstruos que está preparando Universal Pictures continúa su desarrollo. Recientemente han salido los primeros detalles de una de las nuevas películas dentro de este universo: el reboot de The Mummy. Esta nueva película podría tener un importante cambio respecto del filme original ya que el monstruo, la momia, podría ser femenina.

Esta es la última novedad acerca de este nuevo universo. Aunque lo cierto es que en una ocasión anterior hablamos de algunos otros detalles de esta próxima película de la mano del director y guionista Alex Kurtzman.

La Momia no está conectada a Drácula, la leyenda jamás contada, pero creo que hay conversaciones en curso para ello.

Creo que se puede hacer una película de una momia sin tener un personaje envuelto en vendas.

Para mí es realmente emocionante coger una criatura antigua de este tipo y hacer que la audiencia crea que existe en la actualidad.

La Momia

En Egipto, alrededor de 1290 a. C., el sumo sacerdote Imhotep mantiene una relación con Anck-su-Namun, la concubina del faraón Seti I (ningún otro hombre podía tocarla, y como precaución, la habían cubierto con pintura dorada y negra). Cuando el faraón descubre su romance, Imhotep y Anck-su-Namun asesinan al monarca. Anck-su-Namun se suicida, apuñalándose a sí misma en el estómago, teniendo Imhotep la intención de resucitarla. Después, en el entierro de Anck-su-Namun, Imhotep, rompiendo su cripta, roba su cadáver. Él y sus sacerdotes escapan a través del desierto a Hamunaptra, la ciudad de los muertos, donde comienzan la ceremonia de resurrección. Sin embargo, son capturados por los guardias de Seti antes de que el ritual pudiera ser completado, y el alma de Anck-su-Namun es enviada al Inframundo. Por aquel sacrilegio, los sacerdotes de Imhotep son momificados vivos, e Imhotep es condenado a aguantar la maldición de Hom Dai: le cortan la lengua y es enterrado vivo con un enjambre de escarabajos carnívoros. El ritual concede la vida eterna, forzando a Imhotep a aguantar la agonía de sus heridas para siempre. Bajo alta seguridad, es enterrado lejos en un sarcófago debajo de una estatua del dios egipcio Anubis, y guardado bajo una estricta vigilancia por los Medjai, descendientes de los guardias del palacio de Seti I. Si Imhotep fuese alguna vez liberado, los poderes que lo hicieron inmortal le permitirían soltar una onda de destrucción y muerte sobre la Tierra.

Durante el año 1923, una guarnición de la Legion Extranjera Francesa liderada por Rick O´Connell se enfrenta en Hamunaptra a arabes que les perseguian.En la batalla que se libra a continuación, los legionarios consiguen una victoria inicial antes de ser aniquilados por completo, a excepción de Rick y un soldado llamado Beni Gabor que habia huido a adentro de la ciudad antes del comienzo de la batalla.

En 1926, la bibliotecaria de El Cairo y aspirante a egiptóloga, Evelyn Carnahan encuentra a su torpe hermano Jonathan con una extraña caja y un mapa, el cual dice que encontró en Tebas. Después de que los hermanos descubrieran que el mapa conduce a Hamunaptra, Jonathan revela que en realidad se lo robó a Rick O’Connell, que se encuentra actualmente en prisión. Rick les dice que él sabe la posición de la ciudad porque su unidad de la Legión Extranjera Francesa alcanzó la fabulosa ciudad tras ser perseguidos por árabes. Rick hace un trato con Evelyn para revelar la posición de Hamunaptra, a cambio de que Evelyn le salvara de la horca. Rick conduce a una expedición a la ciudad, donde encuentran un grupo de cazadores de tesoros americanos conducidos por el célebre Egiptólogo Allen Chamberlain, y dirigidos por Beni Gabor, un antiguo y cobarde soldado de la Legión que sirvió junto a Rick y que también sabe donde se sitúa la ciudad perdida.

Poco después de llegar a Hamunaptra, ambos grupos son atacados por los Medjai, conducidos por un guerrero llamado Ardeth Bay. Bay los advierte del mal que hay enterrado en la ciudad. A pesar de la advertencia, las dos expediciones siguen excavando en zonas separadas de la ciudad. Evelyn busca el Libro de Amon-Ra, un libro de oro supuestamente capaz de dar vida, pero encuentra por casualidad los restos de Imhotep. El equipo de americanos, mientras tanto, descubre un cofre que contiene el libro de los Muertos, acompañado de unas vasijas canópicas que conservaban los órganos de Anck-su-Namun; cada uno de los americanos toma un tarro como botín.

Esa noche, Evelyn roba el Libro de los Muertos de la tienda de los americanos y lee una página en voz alta, despertando a Imhotep. Aunque ambos grupos deciden volver a El Cairo, la momia persigue a los americanos que abrieron la caja, a la vez que se regenera poco a poco con cada persona que va matando. Beni sobrevive a Imhotep, al que le jura lealtad y le ayuda a encontrar a los americanos y las vasijas canópicas. Evelyn tenía la hipótesis de que si el libro de los muertos había devuelto a Imhotep a la vida, el Libro de Amun-Ra podría devolverlo al mundo de los muertos. Imhotep captura a Evelyn, teniendo la intención de sacrificarla para resucitar a Anck-su-Namun, y vuelve a Hamunaptra, perseguido por Rick, Jonathan y Ardeth Bay. Evelyn es rescatada después de una intensa batalla con las momias de Imhotep, y lee el libro de Amun-Ra. Imhotep se hace mortal, y Rick lo apuñala. Rápidamente se descompone e Imhotep abandona el mundo de los vivos, prometiendo volver y vengarse. Beni por error activa un mecanismo que empieza a destruir hamunaptra y el trío de héroes se ve obligado a escapar. Durante la huida y ante la atónita e indignada mirada de Evelyn, Jonathan pierde el libro de los vivos y éste se detiene un instante vacilando por la inmensa cantidad de tesoros en el palacio pero es rápidamente recapacitado por Evelyn y Rick. Detrás de ellos aparece Beni e intenta llegar hasta Rick pero la puerta de la salida se cierra antes de que pueda alcanzarlo y queda atrapado en el cuarto de los tesoros, donde es devorado por un enjambre de escarabajos carnívoros. Los héroes se escapan antes de que Hamunaptra se derrumbe totalmente y pasean en la puesta de Sol sobre un par de camellos cargados con el tesoro.