Macabro X estrenó la cinta prohibida del Santo, "El Vampiro y el Sexo"

| |

El Vampiro y el Sexo. 1968

Luego de 40 años se develó el misterio, que envolvía a la película “El Vampiro y el Sexo” versión alterna a “El Tesoro de Drácula” dirigida por René Cardona y Protagonizada por Santo, El enmascarado de Plata en  1968. La cinta fue presenta en el marco de la clausura del MACABRO Festival Internacional de Cine de Horror (FICH). En un acto en el que se entregaron los premios del Festival, Edna Campos, Directora del mismo; Nick Zedd, Director Invitado; y los Payasos Negros; dieron pie a la proyección de la cinta.

Como era de esperarse, y para decepción de los morbosos y detractores del Santo, efectivamente en la cinta se ven desnudos parciales y totales de las vampirezas, encabezadas por Noelia Noel,incluso en algunas escenas insinuantes entre Aldo Monti  y la misma Noel, pero eso es todo.  Sí acaso sirve para comparar los esculturales cuerpos de las chicas de antaño “al natural”, con las aberraciones que vemos hoy día en el mundo del entretenimiento.

Al margen de la cinta, la nota de esta presentación en la Cineteca Nacional ciudad de México, cabe señalar el pésimo comportamiento de la mayoría de los asistentes, sí bien la cinta tiene momentos ideados para el humor, es lógico desde la presentación de un joven Alberto Rojas, es distinto que para algunos “pseudo cinefilos” su actitud rayó en la mofa y escarnio sobre la trama y efectos de la misma, haciendo evidente su falta de educación, cultura cinematográfica y sobre todo total desconocimiento por el mito del Santo.

Todo se resume a la experiencia de ver un filme de la "Leyenda de Plata" en pantalla grande, como no se veía desde hace 30 años, me atrevería a decir que para muchos fue la primera vez, ya que las edades de la mayoría de los asistentes oscilaban entre los 30 y 40 años.

A veces los avatares de la vida y los avances tecnológicos nos impiden disfrutar de las películas con la candidez con la que fueron ideadas, disfrutarlas en le contexto en el que fueron creadas.

La imagen del Santo permanece sin mácula por siempre como el propio Rodolfo Guzmán Huerta así lo quizo.

Anuncios