Mi vida en rosa. Cuando sabes quién eres y lo que quieres...

| |

Mi vida en rosa
Mi vida en rosa

Mi vida en rosa. Ma vie en Rose. Francia- Bélgica (1997)

  • Dir: Alain Berliner
  • Reparto: Jean- Phillipe Ecoffey, Helene Vincent, Georges Du Fresne.

Calificación 4 estrellas

Esta película forma parte del ciclo “ Cine y diversidad sexual”de CECASH y se presentará el próximo viernes 14 de agosto a las 19:30 hrs. La cita es en Niza 74, int. 201.  Y si requieren más informes, comuníquense con Felipe Varela: felipe.varela.ojeda@gmail.com

¿ Alguna vez te has sentido fuera de lugar, como sin rumbo? Todos en algún momento hemos experimentado la sensación de no encajar . Y es curioso, porque justamente de eso se compadecen las buenas conciencias, cuando tratan de comprender a la gente que por algún motivo es diferente: ¿cómo es posible que puedan vivir a contracorriente? ¿qué tanto es necesario ser como los demás para poder ser feliz?

Esta película te remueve de manera my profunda el concepto de lo "normal" lo cotidiano.

Ludovic (Georges Du Fresne) es un niño de siete años, que junto a sus padres y  tres hermanos, se muda a un nuevo barrio, cerca de la casa de su abuela. La cinta empieza cuando para caer bien a los vecinos, la familia decide hacer una fiesta e invitarlos a todos. Cuando el padre está presentando a cada uno de sus hijos al vecindario, aparece Ludovic vestido de niña.

Esta es como la primera gran señal de lo que se le viene encima a la familia. Ludovic vive convencido de que es un niño-niña. Le gusta vestirse de pirncesa y suela con un mundo rosado de fanatasía donde habitan unas especies de "Barbies-hadas" que lo consuelan en sus aflicciones.

De más está decir que la familia debe afrontardesde las burlas hasta la intolerancia que los obliga a cambiar de vida: mudarse, dejar la escuela, empezar de nuevo. ¿ Lo irónico? todos están confundidos y asustados, menos una persona: Ludovic siempre sabe quién es y qué es lo que quiere: crecerá y será una mujercita.

Mi vida en rosa es más que una conmovedora historia. Es una gran lección acerca de nuestros prejucios confrOntados y nuestros niveles de tolerancia. Si, deveras que estas cosas pasan hasta en las mejores familias.

Lo mejor:

  • La actuación del niño es excelente. Tierna y expresiva, combinada con la mirada y la determinación de quién de verdad sabe lo que quiere, lo que es y lo que necesita. Y sólo  se trata de un niño de siete años.
  • El rosa es más que una elección de la escenografía y el vestuario. Se convierte en un personaje, en la atmósfera de lo femenino, en el escenario de la fantasía.

Lo peor:

  • Las escenas del mundo de fantasía de Ludovic son graciosas unas cuantas veces. Llega un momento en que el Barbie World empieza a cansar un poco.
  • Es triste pensar que hablamos de una clase media europea y disque de primer mundo. Tanto prejuicio debía haber sido extirpado hace un rato por la progresista sociedad francesa ¿no?