En todos los ámbitos existen niveles, y las teorías conspiratorias tienen también sus ligas mayores y menores. Por cada explicación de la muerte de Kennedy o del 11 de septiembre, existen decenas de pequeñas conspiraciones relacionadas con eventos menos conocidos o personajes muy locales. El cine, buscando llegar a los públicos más amplios, prefiere las grandes historias, aunque de cuando en cuanto, podemos encontrar excepciones.
Pioneer es una cinta noruega, que nos sitúa en el boom petrolero de ese país en los ochentas. Buscando instalar una tubería en un pozo a 500 metros de profundidad, un buzo decide aceptar el trabajo, pues llegar a ese límite es uno de sus grandes retos. Sin embargo, cuando descubre la verdad tras del proyecto, debe de encontrar la forma de volver a la superficie, sabiendo que hay gente ahora que no quiere que regrese. Esta película se estrenó en Noruega el año pasado, pero por los comentarios que recibió en su momento, se decidió llevarla este año al circuito internacional, donde se espera que se estrene en la primera semana de diciembre. Si bien no hay ningún informe sobre su llegada a América Latina, existen varias posibilidades de que ésto ocurra, así que no debemos de perder las esperanzas.

Advertisements
Anuncios
Tagged: