Si bien las obras de Shakespeare han sido adaptadas en todos los escenarios posibles, pareciera que la veta no se agota, o cuando menos no para un Hollywood que aún no sale de su severa crisis creativa. En su primera incursión como director, Ralph Fiennes adapta Coriolanus, una de las obras menos conocidas del Bardo, a la época actual, pero conservando los díalogos y el ambiente de la Antigua Roma. El patente anacronismo resulta, sin embargo, bastante atractivo, aunque es posible que no logre cuajar completamente. El mismo estará estrenándose próximamente, y veremos si Fiennes se puede contar entre los actores que han logrado dirigir bien.

Advertisements
Anuncios
Tagged: