Tras de que los derechos de distribución de Sony sobre la distribución de las cintas del agente 007 expiraran en el 2015, la pelea por conseguirla se ha convertido en una prioridad para muchas empresas. Hasta hace poco, WB y Sony eran los principales competidores, pero ahora dos ofertas inesperadas han surgido dentro de la arena: Amazon y Apple.

Al parecer, la franquicia es lo suficientemente atractiva para los grandes gigantes informáticos, que están viendo en el cine una veta digna de explotarse. De hecho, existen rumores de que Zack Van Amburg y Jamie Erlicht, recien llegados a Apple de sus anteriores puestos en en Sony Pictures Television, estarían interesados en convertir las aventuras del agente en una serie televisiva.

Hasta ahora, EON no parece estar muy interesado en estas dos nuevas ofertas, pues buscan mantenerse dentro de la línea cinematográfica, pero no han ignorado aún las mismas. El valor de la franquicia está en este momento entre los 2,000 y los 5,000 millones de dólares, pero es un hecho que, manejada correctamente, es casi una garantía de recuperación. Sin embargo, no sólo el monto económico cuenta aquí, pues recordemos que hablamos de una franquicia muy conservadora, que cuida su imagen de una forma exagerada. Habrá que esperar los resultados.

Advertisements
Tagged: