Maven Pictures
Maven Pictures

Cualquiera que recuerde la década de los sesentas, tiene muy presente no sólo la explosión musical que hubo en todo el mundo, sino el cambio en cuanto a la visión de los derechos humanos. Los negros comenzaban a pedir un trato humanitario, y la gente estaba dispuesta a oírlos. Esta comunidad buscaba hacerse escuchar, y los musicales fue una forma que sabían llegaría a un gran público. Black Nativity nacería en ese contexto, y logró alzarse como un grito de ayuda entre estas comunidades.
Actualmente, el llevar todo tipo de musicales al cine es una práctica común, por lo que no debería de extrañarnos que Kasi Lemmons eligiera esta historia, que resulta ideal para lanzarse en la temporada navideña. Sin embargo, el usar exactamente el mismo discurso en la época moderna, puede no resultar tan eficaz. Ciertamente, el racismo no ha sido aún superado, la situación es distinta, y si bien pudiera haber tenido un impacto notable si se hubiera conservado el momento histórico, traer a los personajes al siglo XXI quizá no sea tan buena idea. Al final, se convierte un mensaje sobre la igualdad de las razas en otra predecible historia navideña.

Advertisements
Anuncios
Tagged: